Mena, el humor hecho trazo: hecho Historia

25 abril 2011
3.826 Lecturas

Mena

Ha pasado un mes desde que se cumpliera el quinto aniversario de la muerte del que fuera el mejor humorista de la historia del chiste mudo. En una de las tiras más antiguas que imprimían los periódicos en España -ABC la empezaba a publicar en los años ochenta- dio vida José Luis Martín Mena a su “Candido”. En dos, tres, a lo sumo cuatro viñetas, simplificaba Mena toda una historia, tierna y divertida, del sin par personaje. Como la mano del mago extrae el conejo de la chistera, extraía él del estroboscopio de su mente varias escenas que plasmaban toda una historia llena de matices. Solo sincronizar el desplazamiento de nuestra mirada al tac-tac del corazón servía para, en menos de cuatro segundos, empaparnos de aquel sketch de chispa muda. Y sonreír. Porque Mena/Cándido nunca arrancó la carcajada, sino la sonrisa; como nunca provocó pena, sino ternura.

MenaFue Mena un prolífico dibujante que abasteció de sus obras a todo el mundo, y no es un decir exagerado, pues aparte de colaborar aquí, en España: en La Codorniz, ABC, Pueblo, Informaciones, las revistas Blanco y Negro y Semana –y algunos sitios más que seguro se me escapan-, colaboró para publicaciones extranjeras como París Match y The New York Times, e incluso mandaba sus dibujos a Oriente, donde eran muy apreciados. Posiblemente fue el humorista español que ha publicado sus viñetas en más países del mundo. Fue premiado con “La Planeta Agromán”, prestigioso galardón de los setenta; y fue “Mingote”, sin ser Mingote, por reconocimiento de la que entonces era su casa, ABC.

Ya hace más de cinco años que nos dejó y sigo recordando su estampa de bondad y sus dibujos como si estuvieran ante mis ojos. Lástima que nos dejara tan pronto. Nos queda Olmo y su “Don Celes”, y que sea por muchos años. Pero creo que era de justicia dar hoy este pequeño homenaje a José Luis Martín Mena, un dibujante que habiendo hecho tanto se le ha considerado tan poco.

Mena

Escribir un Comentario